Volver

Analista de negocios y director de proyectos, la dupla para conseguir el éxito de los proyectos

| 7 enero, 2020 | 0 Comentarios
Analista de Negocios y Director de Proyectos

Por: Omar García.

Al estar iniciando un año nuevo, es común que te estés preguntando: ¿Cómo puedo mejorar este año? ¿Cómo puedo conseguir que mis proyectos tengan mayor éxito?, o algunas preguntas similares, sobre todo si eres un líder que ha encontrado el valor que brindan las retrospectivas como herramienta de mejora continua.

Como parte de esta reflexión profunda y sincera que tienes que realizar para descubrir cómo mejorar, te invito a explorar los beneficios que aporta un Analista de Negocios para un proyecto.

¿Qué es el Análisis de Negocios?

De acuerdo con la Guía Business Analysis del PMI®, el análisis de negocios es la aplicación de conocimientos, habilidades, herramientas y técnicas a:

  • Determinar los problemas e identificar las necesidades del negocio
  • Identificar y recomendar soluciones viables para satisfacer esas necesidades
  • Obtener, documentar y gestionar los requisitos de las partes interesadas con el fin de cumplir los objetivos de negocio y de proyectos
  • Facilitar la aplicación con éxito del resultado del producto, servicio, o al final del programa o proyecto

Las personas que han comenzado a llevar a cabo el rol de Analista de Negocios adecuadamente han logrado ayudar a involucrar a las partes interesadas de los proyectos y producir requisitos de alta calidad, lo cual no es poca cosa, ya que la experiencia me dice que cuando las partes interesadas no se involucran en el proyecto y cuando el proceso de recabar y procesar los requisitos no se ejecuta de la manera adecuada, las probabilidades de un proyecto exitoso disminuyen drásticamente.

¿Cómo lograr que los roles de Analista de Negocios y Director de Proyecto se integren adecuadamente?

El rol de Analista de Negocios todavía se encuentra en una etapa temprana, de descubrimiento, sobre todo si lo comparamos con el rol del Director de Proyecto que, a pesar de ya llevar más tiempo en el mundo de los negocios, todavía está siendo descubierto por primera vez por muchas organizaciones.

Ambos roles buscan servir para el éxito del proyecto, pero el hecho de que las organizaciones estén descubriendo ambos roles casi a la par, ha provocado confusiones en las responsabilidades, actividades en las que se contraponen y sí, algunos conflictos.

Para poder superar estos hechos, los individuos deben entender las tareas básicas tanto de la gestión de proyectos como del análisis de negocios. Dos recomendaciones básicas que desde el equipo de Consultoría de Proyectum te compartimos:

  1. Documentar funciones y responsabilidades. Ya mencionamos que ambos roles trabajan en beneficio del proyecto y es natural que, al inicio, un Director de Proyectos realice actividades de un Analista de Negocios y viceversa, para no duplicar trabajo o dejar de hacer actividades pensando que otra persona las realizará, es importante definir a la brevedad responsabilidades, que queden documentadas y mutuamente acordadas.

 

  1. Trabajar en una comunicación abierta. La mejor forma de trabajar en armonía y evitar confusiones es tener una comunicación abierta. La comunicación no es algo que se deba dar por sentado, alguien tiene que tomar el liderazgo y buscar los espacios de dialogo en los que puedan llegar a conversar y acordar las actividades y responsabilidades.

Ambos roles deben trabajar estrechamente, si logran formar un buen equipo, en el que ambos conocen las responsabilidades propias y las del otro, donde ambos se comprometan a conseguir el éxito del proyecto y se encuentran abiertos a la comunicación, habrás conseguido la dupla perfecta para tus proyectos.

Me gustaría saber cómo te va en tu organización con estos dos roles. Compártenos tu experiencia en los comentarios.

Referencias:

PMI.org

Comentarios

comentarios